Volver a los detalles del artículo Una teja de 1678, aparecida en Calasparra (Murcia), como soporte perdurable de escritura Descargar Descargar PDF