Contenido principal del artículo

Javier Serrano Puche
Universidad de Navarra
España
Biografía
Núm. 7 (2013), Artículos de Investigación, Páginas 157-175
Aceptado: mar 20, 2014
Derechos de autor Cómo citar

Resumen

Uno de los elementos característicos del escenario comunicativo actual es la sobreabundancia informativa. Constituye un rasgo distintivo de nuestra era, junto con la cultura de la velocidad. La creciente implantación de las tecnologías digitales y la generalización entre los ciudadanos de los dispositivos móviles con acceso a Internet han propiciado, por otra parte, que se extienda la idea de que la ‘conectividad total’ es un estado, no sólo técnicamente realizable, sino incluso deseable. Todo ello converge en una situación en la que el ciudadano medio ha de enfrentarse a una ingente cantidad de información. Corre el riesgo de que su consumo mediático derive en “obesidad informativa”, por su incapacidad para digerir tanta información, a menudo de escasa calidad y que le llega de manera incesante. Frente a ello, en esta investigación se defiende la propuesta de adoptar una “dieta digital”. Dentro del marco teórico de la “comunicación slow”, se exponen aquí algunos hábitos interesantes para lograr un buen consumo mediático y se concluye que la ‘dieta digital’ constituye una práctica recomendable en el contexto de la alfabetización mediática.

Descargas

La descarga de datos todavía no está disponible.

Detalles del artículo