El colegio de la compañía y la Universidad de Salamanca en el siglo XVI. Desde los orígenes hasta la incorporación a la Universidad

Benigno HERNÁNDEZ MONTES

Resumen


San Ignacio de Loyola, fundador de la Compañía de Jesús, decidió venir a estudiar a la Universidad de Salamanca en el verano de 1527, una vez que vio cerradas para él las puertas de la Universidad de Alcalá. El arzobispo Fonseca le ofreció un puesto en el Colegio Mayor de Santiago el Cebedeo por él fundado. No aceptó el santo el ofrecimiento, por lo que, llegado a la ciudad del Tormes vestido como un pobre estudiante, se aposentó en una posada.

Lo más probable es que ni siquiera llegase a matricularse en la academia salmantina, por más que el tardío claustro pleno de la Universidad del 4-VII-1624 llame a Ignacio «hijo de esta Vniversidad». Una iniciativa de los dominicos de San Esteban hizo que aquel candidato a estudiante de Salamanca diera pronto con sus huesos en la cárcel episcopal. Salido de ella, abandonó para siempre la ciudad camino de la Sorbona parisiense «llevando algunos libros en un asnillo».


Texto completo:

PDF






Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution 3.0 License.

ESCI Web of Science